En junio del año pasado Gary Bettman anunció que la NHL se iba a expandir nuevamente a un mercado no tradicional. En esta oportunidad, la Liga dejó de lado la oferta presentada por Quebec y le adjudicó una plaza a la ciudad de Las Vegas. Sí, leyó bien: Las Vegas tendrá su equipo de hockey sobre hielo a partir de la temporada 2017/2018.

Gary Bettman desafió a los tradicionalistas una vez más y armó una liga con juegos de azar y mujerzuelas (no me juzguen, todos esperábamos el chiste) priorizó ganarle de mano a la NFL y NBA en colocar una franquicia en uno de los mayores mercados sin equipos de grandes ligas en Estados Unidos.

NINN - GB LV

Gary Bettman, una sonrisa cargada de esperanzas y lockouts (?)

Yendo un poquito más hacia atrás y pensando en un escenario ideal, la Liga tenía entre sus planes otorgar dos plazas y que el torneo tenga un total de 32 equipos. Sin embargo, la imposibilidad de Seattle para presentar una oferta —se rumoreaba que iba a ser conjunta con una franquicia de la NBA— y que la conferencia Este cuenta con dos equipos más que la Oeste obligaron a descartar este anhelo y cerrar en una liga con 31 equipos ¿Qué pasó con el casi regreso de los Nordiques? Poner una franquicia más en el Este hubiera obligado a redistribuir las conferencias y hace pocas temporadas la Liga pasó a Detroit y a Columbus al Este, con lo cual no había forma de darle una plaza a Quebec sin mandarse un cagadón organizativo, entre otras cosas.

El 22 de noviembre del año pasado la franquicia de Las Vegas dejó de ser anónima y presentó su nombre y su escudo: Vegas Golden Knights. Exacto, el nombre y el escudo son aburridos y predecibles; únicamente empeorables si le ponían Wildcats y la mascota que dibujó Skinner.

Este canto al aburrimiento y la nada misma tiene dos explicaciones: 1) le bajaron línea de la Liga que ni el nombre ni el escudo podían referenciar los casinos y/o apuestas; y 2) el dueño del equipo es un ex West Point. Anecdóticamente, vale la pena comentar que “Golden Knights” no fue la primera elección para bautizar al equipo y que tuvieron que resolver problemas de registro de marcas para poder usar el nombre que tienen hoy.

Todo esto pasó en menos de seis meses ¿Todavía hay gente que duda que la Liga hace las cosas en Modo Max Power? (?)

¿Cuándo empezás a hablar del expansion draft? Si siguen preguntando, corto el post acá y no hablo nada (?)

NINN - LV ED Logo

¿Qué es un expansion draft?

El expansion draft es un procedimiento que usa la Liga para que la nueva franquicia pueda tener jugadores con los cuales empezar a jugar la próxima temporada.

Si bien el grueso de los jugadores que formen parte del roster de los Golden Knights durante la próxima temporada van a llegar por esta vía; eso no excluye que puedan traer jugadores de otras ligas. De hecho, el primer jugador de Las Vegas es el ruso Vladimir Shipachyov al que trajeron de la KHL (salió campeón con el SKA de San Petersburgo en la 2016/2017).

¿Cómo funciona el expansion draft?

Cada uno de los 30 equipos de la Liga va a perder un jugador que elijan los Golden Knights. Sin embargo, esto no quiere decir que los Penguins van a perder a Crosby o los Oilers a McDavid. Cada uno de los equipos puede proteger una cantidad de jugadores que no podrán ser elegidos por Las Vegas. Lo complejo radica en cuáles son los jugadores que pueden o deben protegerse.

Los equipos tienen dos posibilidades para proteger a sus jugadores: i) 7 delanteros, 3 defensores y 1 arquero; o 2) 8 jugadores de campo y 1 arquero. Adicionalmente, todos aquellos jugadores que tengan una “No Movement Clause” (NMC) deberán ser protegidos obligatoriamente y contabilizan uno de los cupos que se pueden proteger. Los jugadores de primer y segundo año y los que hubieran sido drafteados pero todavía no estuvieran bajo contrato, están exceptuados de ocupar cupo y quedan automáticamente protegidos (si quieren, la pueden llamar la “McDavid Rule”).

Los clubes están obligados a no proteger, como mínimo: i) 1 defensor que tenga contrato en la 17/18 y haya jugado 40 o más partidos la última temporada o 70 en las últimas dos; ii) 2 delanteros que tengan contrato en la 17/18 y hayan jugado 40 o más partidos la última temporada o 70 en las últimas dos; y iii) 1 arquero que tenga contrato en la 17/18 o sea RFA al terminar su contrato antes de la 17/18.

Por su parte, Las Vegas tiene que elegir en el draft: 14 delanteros, 9 defensores y 3 arqueros. De los que elija, al menos 20 debe tener contrato para la temporada 2017/2018 y no puede usar un buy out con ninguno hasta terminar su primera temporada.

En el medio de todo esto, es indispensable tener presente que la NHL es una liga con tope salarial duro, con lo cual nadie se puede pasar ni diez centavos de lo que está permitido gastar. Esta situación generó que desde que se anunció la ampliación de la Liga todo el mundo especula con los jugadores que va a poder proteger y termina haciendo trades forzados por el riesgo de perder un buen jugador  cambio de nada en el expansion draft.

Como para que reviente todo a la mierda prime la cordura muchos equipos están yendo a mendigarle a Las Vegas que no les toque ciertos jugadores que quedaron desprotegidos o que se lleven a alguno en especial. Como se imaginarán, los Golden Knights no son una ong, con lo cual van a obtener su pound of flesh de cualquier franquicia que vaya a pedirle un poco de buena voluntad (Hola Islanders!).

Ahora que ya tenemos un panorama claro sobre qué es lo que va a pasar el miércoles en Las Vegas, es momento de repasar algunos de los nombres que están a disposición para que la nueva franquicia se lleve.

Penguins: Marc Andre Fleury. El otrora arquero indiscutido de los Penguins viene de ganar dos Stanley Cups consecutivas en las cuales fue titular la mayor parte del año y pasó a ser el suplente en Playoffs. Es una buena alternativa para empezar a construir una buena franquicia de cara a futuro. También tienen el riesgo de perder a Hagelin.

Red Wings: Petr Mrazek. El GM de Detroit volvió a dar la nota y protegió a un arquero 8 años mayor y con mayor cap hit por sobre el arquero checo. Básicamente Detroit se la está jugando a que Las Vegas se lleve a Fleury.

Ducks: Sami Vatanen. El problema de la abundancia afectó a Anaheim y tuvieron que dejar disponible al defensor finlandés. Se rumorea que los Ducks es uno de los equipos que le va a salir cara la jodita de que no le saquen un buen jugador.

Wild: Matt Dumba. Minesotta va a perder un buen jugador, ya sea Dumba, Scandella o Staal. Así de simple.

Rangers: Antti Raanta. El ex chicago puede resultar un gran back up para Fleury o, incluso, un buen compañero de tándem con Mrazek o un buen jugador para tradear más adelante.

Desde este humilde rincón, pedimos a la Liga que intervenga en el expansion draft y nos permita contar con una presencia que nos haría a todos más felices.

NINN - Sir Charles

Mr. Bettman, please draft Sir Charles