A medida que nos acercamos a Diciembre, el panorama de la postemporada comienza a tomar forma. Con cinco partidos por jugar actualmente hay 25 equipos a uno o dos partidos de conseguir una plaza en la postemporada.

December football es la época más importante de la temporada regular. Los equipos que llegan a su pico en Diciembre llegarán con envión a playoffs.

Aún queda mucho por discernir pero la semana 12 ha dejado duras derrotas y esperanzadores triunfos de cara al último mes.

Minnesota Vikings 30 – 23 Detroit Lions

La semana pasada mencionamos que la defensiva de Minnesota seguía siendo el pilar fundamental de este equipo. Mucho más no se puede agregar sobre este talentoso grupo. Una vez más la sorpresa por lo bien que están jugando Case Keenum y la ofensiva.

Obviamente Keenum no es un mariscal elite pero hoy en día es bastante más que el game manager que pensábamos que era.

Minnesota es uno de los mejores equipos en la actualidad; tiene un talento defensivo casi sin igual, está obteniendo buena producción terrestre a pesar de la lesión de Dalvin Cook y en Adam Thielen, Kyle Rudolph y Stephon Diggs tiene tres legítimas armas por aire.

A este paso seguramente los Vikings se lleven el título de la NFC Norte y de salir bien parado en los próximos encuentros (Falcons y Panthers) pueden meterse en la pelea por conseguir el bye en la primera semana de postemporada.

Los Angeles Chargers 28 – 6 Dallas Cowboys

Los Angeles pasó de estar en las conversaciones del Draft 2018 tras la insólita derrota ante los Jaguars a meterse de nuevo en la pelea por la postemporada luego de dos importantes victorias. Los candidatos a conseguir un lugar como Wild Card dentro de la AFC aún no están definidos y las puertas para los Chargers siguen abiertas.

Potenciados por una de las mejores duplas de pass rushers de la Liga, Bosa e Ingram, la defensiva ha encontrado en Casey Hayward y Desmond King, las piezas que hacen funcionar el esquema defensivo de Gus Bradley.

Tras un muy mal año, sobretodo en cuanto a intercepciones, Philip Rivers está nuevamente mostrando lo que es capaz de hacer, acompañado por buenas armas aéreas (Keenan Allen, Mike Williams, Antonio Gates, Hunter Henry) un efectivo ataque terrestre y fundamentalmente una línea ofensiva capaz de protegerlo.

Tras dos victorias consecutivas, los Chargers, están un juego detrás de Buffalo en la carrera por el sexto sembrado y también un juego detrás de Kansas City en la división. Sin ser muy favorable, los partidos que tienen por delante son ganables; Browns, Redskins, Chiefs, Jets y Raiders.

Dallas perdió su tercer partido consecutivo, de mala manera, llevando su record a 5-6 con buenas chances de ver la postemporada por TV. La ausencia de Elliott, la falta de Tyron Smith y algunas otras lesiones defensivas evidenciaron todas las falencias del equipo de Jerry Jones con una ofensiva incapaz de mover el balón y una defensiva que no tiene el suficiente talento como para mantener al equipo en partido.

Todavía tienen chances matemáticas de llegar a postemporada pero parece bastante improbable.

Buffalo Bills 16 – 10 Kansas City Chiefs

Una semana de ser sentado en la banca, Tyrod Taylor, volvió al ser el mariscal de los Bills logrando una de las mejores victorias de este ciclo.

Buffalo volvió a recurrir a la fórmula que le ha dado resultado esta temporada; correr el balón, intensidad defensiva y tratar que Taylor genere alguna jugada grande. Seguramente Taylor no sea el mariscal del futuro para los Bills pero ha probado que es su mejor arma para ganar.

Los Bills no son los mismos que a comienzo del año pero siguen siendo un equipo al que hay que prestarle atención.

Los Chiefs están en caída libre y hay una buena chance que terminen fuera de playoffs. Algo impensado luego de un arranque con 5 victorias y sin derrotas. Tan sólo el mes pasado, Kansas City, era uno de los mejores equipos de la NFL, se hablaba de Alex Smith como MVP y Kereem Hunt era candidato al novato del año. Hoy tienen record de 6-5, se ha comenzado a hablar de Pat Mahomes y el futuro de Alex Smith y el impacto de Kareem Hunt ha desaparecido.

Los Chiefs necesitan respuestas ofensivas cuanto antes. Todo lo que representaba su ataque parece ya no estar; no tienen la velocidad, el ritmo ni la explosividad que mostraron a principios de temporada.

La próxima semana se enfrentan a los Jets en lo que no se presenta como un duelo fácil para luego jugar contra Raiders y Chargers en lo que se vislumbra como un partido definitorio para la AFC Oeste.

Tennessee Titans 20 – 16 Indianapolis Colts

Los Titans volvieron a conseguir una fea victoria desde el rendimiento pero más que fundamental a la postre del resultado de los Jaguars.

Nuevamente el desempeño de Mariota, quien ha lanzado 12 intercepciones en lo que va del año, dejó más dudas que certezas, principalmente cuando se le cierras las puertas del juego terrestre y debe recurrir a su brazo para ganar los partidos.

La defensiva es sólida y tienen buen talento ofensivo pero es desconcertante el rendimiento del equipo de Mularkey. Con la derrota de los Jaguars, Tennessee, quedó al tope de la AFC Sur.

Tampa Bay Buccaneers 20 – 34 Atlanta Falcons

La victoria de Atlanta ante Tampa marca el tercer triunfo consecutivo de los Falcons y fundamentalmente marca su tercer triunfo con la ofensiva jugando a gran nivel. Les llevó casi la mitad de la temporada pero parce que finalmente están encontrando la sintonía dentro del esquema de Sarkisian.

Julio Jones tuvo un día monstruoso superando, por tercera vez en su carrera, las 250 yardas. Jones estuvo bastante tranquilo durante la temporada, de hecho el domingo recién anotó su segundo TD en 12 semanas, pero la versión que vimos ante los Bucs mostró todo lo que es capaz de hacer.

Actualmente, Atlanta es el dueño del sexto Seed pero, mirando su calendario, tienen chances de pelear por el título divisional; aún tienen que enfrentar dos veces a los Saints y una vez a los Bucs antes de cerrar el año ante los Panthers. Los Falcons no son el mismo arrollador equipo que vimos en 2016 pero están encontrando su mejor versión en el momento de la temporada que más importa.

Carolina Panthers 35 – 27 New York Jets

Carolina fue otro de los equipos que se llevó una victoria a pesar de haber jugado mal. Cam Newton no tuvo una buena tarde pero los Panthers encontraron la forma de ganar a pesar de ello.

La defensiva de los Panthers, que viene teniendo una muy buena temporada, sufrió ante Jermaine Kearse y Robby Anderson pero supo conseguir jugadas importantes en momentos clave, como este fumble recuperado por Luke Kuelchy que terminó en touchdown.

Incluso los equipos especiales aportaron a la victoria. Kaelin Clay devolvió una patada de despeje para anotación.

El triunfo ante los Jets lleva a Carolina al record de 8 victorias y 3 derrotas, igualando la línea de los Saints. De no hacerse con la división, aún llevan la ventaja en la carrera por un Wild Card.

New Orleans Saints 20 – 26 Los Angeles Rams

Luego de la derrota ante Minnesota esta era una prueba de fuego para los Rams y la pasaron con creces.

A lo largo del año hemos hablado de la cantidad y variedad de armas ofensivas que tiene Los Angeles y las ingeniosas formas que Sean McVay encuentra para usarlas. Es y será muy difícil frenar a una ofensiva que cuenta con Goff, Gurley, Kupp, Watkins y Woods entre otros.

La ofensiva ha sido el foco principal durante toda la temporada pero la forma en que la unidad coordinada por Wade Phillips ha ido emergiendo es lo que convierte a los Rams en serios candidatos. A pesar de los 20 puntos permitidos y una corrida larga de Alvin Kamara, la defensiva de Los Angeles fue dominante. Supieron contener el poderoso juego terrestre de los Saints e inquietaron a Drew Brees en forma constante.

Lo preocupante para los Saints no es que se haya cortado su racha de victorias sino los problemas defensivos que tuvieron. Es cierto que no poder contar con sus dos esquineros titulares, Marshon Lattimore y Ken Crawley. Con varios partidos divisionales por delante, deberán recuperarlos lo antes posible para no perder pisada en la carrera por la postemporada.

Jacksonville Jaguars 24 – 27 Arizona Cardinals 

Jacksonville tiene la que probablemente sea una de las mejores defensivas de la Liga y un juego terrestre potente cuando Leonard Fournette está al tope de su condición.

Sin embargo, cuando la defensiva no puede ganar el partido por sí misma y el juego terrestre no es dominante, tienen muchos problemas. Los Jaguars no pueden confiar en Blake Bortles para ganar un partido y eso limita su
potencial a la hora de considerarlos como candidatos en playoffs.

Esta derrota puso a Jacksonville un juego por detrás de Tennessee en la AFC Sur.