Bonus Track- ¿Qué tal si Jason Kidd iba a los San Antonio Spurs?

¿Vieron cómo la mayoría de los latinoamericanos que miran a los Spurs, idolatran a los Spurs y aman cómo estos juegan, odian desmesuradamente a Tony Parker? Bueno, en una época Popovich y Duncan tenían una visión similar del, entonces, joven base de la franquicia texana. Tal es así que en el año 2003 San Antonio, campeón ese año, fue en la agencia libre a por la principal figura del equipo al que había vencido en las finales, los New Jersey Nets. ¿El nombre del jugador? El base Jason Kidd. Los texanos ofrecieron el máximo a Kidd, pero este prefirió quedarse en la Costa Este porque A) Su mujer tenía una carrera en New York y B) Prefería pelear un campeonato siendo EL jugador franquicia que parte de un sistema bien engrasado como el Spur. No solamente esto significó que uno de los mejores bases de su generación no jugara en la franquicia mejor de la liga, sino también que Parker continuara en el sur de Texas. De haber llegado Kidd eso hubiera implicado un trade que incluyera al francés a cambio de un interior que supliera la reciente jubilación del Almirante Robinson.

Bonus Track II-¿Qué tal si Cuban decidía bancar a Nash? 

De la mano de Don Nelson y Dirk Nowitzki, el Run and Gun de los Dallas Mavericks se había transformado en todo un contrincante al título en el Oeste. Nash era el base ideal para esta ideología y todos lo sabían. En el año 2004 el base canadiense fue agente libre restringido. Los Phoenix Suns le ofrecieron el contrato máximo, pero los Mavs tenían la posibilidad de igualar la oferta para quedarse con él. Sin embargo Mark Cuban, propietario de alto perfil de los texanos, decidió por primera y única vez en su vida que prefería ahorrar dinero y dejó marcharse a su armador. Eventualmente Dallas llegaría a la final en 2006 y recién ganaría un título en 2011, mientras que Nash terminaría siendo un dos veces MVP de la temporada regular en el equipo más entretenido de la liga bajo la tutela de Mike D’Antoni.

10-¿Qué tal si Connie Hawkins no era injustamente baneado?

the-hawk

Leyenda del playground y uno de los más talentosos jugadores de su generación, The Hawk tuvo la mala suerte de ser mencionado durante un juicio por un escándalo de apuestas como un conocido de uno de los acusados. Aunque no fuera inculpado de nada, Connie fue, por esta razón, baneado de las competiciones colegiales (era parte de la University of Iowa que le retiró la beca) y también se le prohibió jugar en la NBA. Seguiría jugando en ligas semi-profesionales, los Harlem Globbetrotters, y sería la primera estrella de la ABA. Eventualmente le ganaría un juicio millonario a la NBA y terminaría debutando en esta a los 27 años con números de All Star: 24.6 puntos, 10.4 rebotes y 4.8 asistencias por partido como novato. Semejantes números en un tipo que venía de jugar en ligas menores son una demostración de lo que podría haber logrado de disputar los años que le correspondían en la mejor liga del planeta. Talento le sobraba.

9- ¿Qué tal si Tim Duncan se iba a los Magic?

Oh, si, se olvidaban de esto. A los hinchas de los Spurs les encanta obviar el hecho de que en el año 2000, el gran ídolo Tim Duncan casi se va a los Orlando Magic que estuvieron muy cerca de armar un Big Three constando del mejor ala pivot de todos los tiempos, Tracy McGrady y Grant Hill. Orlando le ofrecía el máximo en un Estado que, como Texas, no tiene income tax (algo así como impuesto a las ganancias). Recordamos que esto fue antes de la llegada de Manu y Parker, por lo que, con un David Robinson decididamente viejo, los Magic tenían para ofrecer a Timmy un acompañamiento mucho más digno (lo mejor de los Spurs por fuera del Almirante eran Antonio Daniels, Dereck Anderson y Malik Rose… si, exacto). Eventualmente Duncan decidiría quedarse en Texas (una decisión mucho más difícil de lo que hoy parece, según sus palabras) para conseguir cuatro anillos de campeón más. No deja de ser tentador pensar qué hubiera pasado si se combinaban un T-Mac y un Tim ambos en el auge de sus carreras en un equipo del Este.

8-¿Qué tal si James Harden no era tradeado a Houston?

De acuerdo a mi contrato en NINN tengo que mencionar este trade por lo menos una vez por mes. Oklahoma City venía de perder las finales de la NBA con el Miami HEAT por paliza. Pero eran las finales. Kevin Durant y Russell Westbrook habían iniciado la temporada con 23 años, e Ibaka y Harden con 22. Eran el equipo del futuro. Pero Harden no quería resignar dinero (algo así como 10 millones de dólares en el total del contrato) y antes que perderlo por nada los Thunder decidieron tradearlo a los Houston Rockets a cambio de Jeremy Lamb (!) , Kevin Martin (!!) y tres elecciones del draft (dos primeras rondas y una segunda). ¿Lo mejor del trade para OKC? Uno de los picks resultó en un pivot semi decente como Steve Adams. Y ESO ES TODO. A ver, James Harden hizo eclosión en Texas como el mejor escolta de la liga, mientras que OKC siguió siendo muy bueno, aunque se perdió la posibilidad de conformar un Big Four de proporciones bíblicas (nivel Antiguo Testamento, por si alguno pregunta). Muchos dicen que sin este trade hubiera sido imposible para los Thunder quedarse con Ibaka, pero la realidad es que si hubieran amnistiado a Kendrick Perkins habrían sido capaces de renovar a Ibaka y a Harden, además de mantener a Russ y KD con el máximo pagando el impuesto de lujo solamente un año. ¿El problema? Que los dueños de OKC no querían gastar todo ese dinero. Si. Nos perdimos de ver uno de los más increibles super-equipos de la historia, creciendo durante toda su carrera juntos por culpa de unos dueños ratas. Permiso, voy a cabecear una medianera un rato y sigo escribiendo.

7-¿Qué tal si los Pistons no drafteaban a Darko Milicic?

FREE DARKO!

FREE DARKO!

El draft del año 2003 es considerado uno de los mejores de todos los tiempos (compite con 1984 y 1996 por esa distinción). En segundo lugar del mismo (luego de que los Cavs eligieran a LeBron James como lógico número uno), estaban los Detroit Pistons. Estos escogieron a un pivot serbio de nombre Darko Milicic que según los scouts era capaz de todo: correr, jugar de espaldas al aro, pasar, tirar y dominar en defensa. Parecía ser el próximo gran center de la liga, y para poder contratarlo los de Motown pasaron de largo a Carmelo Anthony, Dwyane Wade, Chris Bosh, Chris Kaman, David West, Boris Diaw, Josh Howard, Mo Williams, Kendrick Perkins, Leandrinho Barbosa, Kirk Hinrich y Kyle Korver. Desde estrellas hasta jugadores de rol, había de todo en una camada plagada de talento. El tema es que Darko ni siquiera llegó a convertirse en un jugador consistente de rol (aunque si a mi me preguntan podría haber sido un muy buen pivot defensivo de no ser por sus problemas personales y la expectativa depositada en su persona). Detroit ganaría el título esa temporada a pesar de tan nefasta elección y pelearía por el anillo un lustro más. Aunque no queda sino pensar en qué hubiera pasado y hasta dónde hubieran llegado los Bad Boys 2 si Dumars no hubiera tirado a la basura este pick.

6-¿Qué tal si LeBron James hubiera preferido New York sobre Miami?

Llegando el 2010 todo el mundo estaba pendiente de una generación de jugadores increiblemente talentosa que llegaba como agentes libres el mismo verano boreal. Wade, Bosh, Amare… pero la perla era LeBron James. Muchos pensaban que firmaría nuevamente con Cleveland, todos obviaban que eventualmente firmaría con Miami, pero el verdadero favorito a hacerse con The Chosen One eran los New York Knicks. La Gran Manzana tenía todo lo que un jugador podía querer: ganas de gastar, un mercado inmenso, un equipo con historia. De hecho, cuando los Celtics eliminaban a los Cavs en playoffs, la hinchada de los de Massachussetts entonó cantitos aludiendo a los Knicks para desconcentrarlo. La llegada de Lebron a NYK los hubiera transformado inmediatamente en candidatos al título. Y más si además conseguían, por esto, hacerse con alguna estrella más (ya tenían atado a Amar’e Stoudemire y tal vez hubieran podido conseguir a Wade o gatillar el sign and trade por Bosh). Nada de esto ocurrió. James jugó 4 finales y ganó 2 anillos con Miami y NY depositó sus esperanzas sobre las endebles rodillas de Stoudemire.

5-¿Qué tal si la NBA no hubiera vetado el trade de Chris Paul a Los Angeles Lakers?

JAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA!!!!!!!!

Ejem, disculpen el lapsus.

En 2011, con la NBA como dueña de los New Orleans Hornets (los anteriores dueños decidieron, básicamente, darse a la fuga) los Lakers, Rockets y la dirigencia de NOLA decidió gatillar un trade que consistía en lo siguiente: Chris Paul iba a los Lakers, Pau Gasol iba a los Rockets, y Kevin Martin, Lamar Odom, Goran Dragic y Luis Scola, así como una primera ronda perteneciente a los Knicks, aterrizaban en New Orleans. El comisionado David Stern pensó que este intercambio no beneficiaba lo suficiente a los Hornets (lo que a la vista de la liga hubiera significado más difícil vender la franquicia a unos propietarios decentes) por lo que decidió vetar el trade, empujando a los Lakers al finalmente infame cambio por Dwight Howard y la debacle en la que están hoy.

4-¿Qué tal si Kobe Bryant no forzaba su salida de Charlotte?

kobehornets1

Charlotte es nombre de mujer, por lo que Charlotte es la única mujer por la que Kobe forzaría su salida y no su… bueno, creo que se entiende

1996. Uno de los mejores drafts de todos los tiempos. En la posición número 13 los Charlotte Hornets eligieron a un muchacho recién salido del secundario hijo del ex jugador de los 76’ers Jellybean Bryant. Ese adolescente, de nombre Kobe Bean, tenía sus ideas muy claras y ya sabía que no quería tener nada que ver con la franquicia de North Carolina, por lo que notificar a su agente que no iba a jugar para los Hornets. Sorprendentemente el sentimiento era mutuo: Charlotte ansiaba hacerse con los servicios del muy buen pivot yugoslavo Vlade Divac por lo que decidieron enviar a Bryant a los Lakers a cambio de él. Vlade terminó su carrera siendo siempre un muy servicial center y Kobe ganó cinco anillos de campeón, transformándose en el segundo mejor escolta de la historia en el proceso.

3-¿Qué tal si Len Bias no decidía pegársela?

Año 1986. Los Celtics vienen de salir campeones siendo el mejor equipo de la historia (no, no es una termeada. Tienen una máquina que mide esas cosas y está confirmado. Chequeen sus datos). Gracias a la magia de Red Auerbach, Boston, tiene, para colmo, el número 2 del draft, perteneciente a Seattle. Eligen a Len Bias, un alero proveniente de Maryland (It’s all in the game, yo) que era considerado una versión 2.0 de Michael Jordan. Con todo el espíritu del streetball, Bias se había cansado de destrozar aros en el college, pero tras ser seleccionado salió a festejar con amigos, ejem, “poco recomendables” y murió de sobredosis por cocaína. Era el complemento perfecto para un pasador consumado como Larry Bird que se hubiera cansado de alimentarlo con alley oops una y otra y otra vez. Pero por sobre todo hubiera sido el jugador que hubiera permitido una rotación más profunda que diera descanso a la Leyenda y a McHale que a la larga terminarían viendo recortadas sus carreras por las lesiones. En fin, vuelvo a la medianera un rato y termino el artículo (?).

2-¿Qué tal si Kareem Abdul-Jabbar hubiera jugado en la ABA?

ALCINDOR UCLA

En 1969 Lew Alcindor fue drafteado en la primera posición del draft de la NBA por los Milwaukee Bucks. Al mismo tiempo, sus derechos en la ABA estaban en manos de los Nets de su natal New York. Dispuesto a darle una oportunidad a ambos, Lew informó a los representantes de ambas ligas que solamente escucharía una oferta de cada una. Que tenían que ir con lo máximo que pensaban ofrecer, porque no iba a negociar. Iba a sopesar ambas posibilidades y se decidiría de una vez por todas. La ABA se obsesionó con poder birlarle a su rival a un tipo que era el mejor jugador del mundo sin haber siquiera disputado un partido como profesional. Era la clave para disputar el mercado televisivo a su hermana mayor. Envió espías a la UCLA y armó un equipo de psicólogos que elaboró un perfil de Lew para negociar con él. De estos estudios quedó asentado que no solamente Alcindor iba a querer volver a New York, sino que la clave estaba en darle algo antes incluso de que lo pidiera. Los representantes de la ABA, con el comisionado George Mikan a la cabeza, le darían un cheque por un millón de dólares en el momento que se encontraran para que lo cobrara de inmediato. El dinero le iba a quemar los bolsillos e iba a firmar con ellos. Lamentablemente Mikan y compañía decidieron durante la entrevista no darle el cheque, olvidando que no habría negociación con aquel jugador, y el futuro Kareem Abdul-Jabbar terminaría jugando en la mejor liga del planeta.

1-¿Qué tal si Portland y sus pivots no estuviesen meados por los dioses?

Chicago Bulls v Los Angeles Clippers

Cinco casos. Cinco casos distintos que hacen de Portland el súmmum de los “What if…”.

En primer lugar Bill Walton, formado en la UCLA, y especie de Bill Russell 2.0 se rompe todo, absolutamente todo, la temporada siguiente a conseguir el título en 1977 justo cuando los Trail Blazers estaban empezando a ser considerados como uno de los mejores equipos de todos los tiempos. Big Red nunca volvería a ser el mismo y terminaría siendo tradeado a los San Diego Clippers dejando atrás una franquicia maltrecha.

Pero esto podría no ser nada. En segundo lugar está Moses Malone. Mo fue drafteado por Portland luego de que la ABA se fusionara con la NBA. Los de Oregon prefirieron ahorrarse su monumental sueldo ya que tenían a Walton como pivot y lo enviaron a Buffalo a cambio de una elección del draft. A la semana Buffalo lo enviaria a los Rockets a cambio de dos elecciones del draft (lo que demuestra lo mal que se estaba manejando Portland). Para 1983 Bill Walton era casi un ex jugador y Moses había ganado tres premios a jugador más valioso de la liga.

En tercer lugar el draft de 1984. Portland tiene la segunda elección del draft. Los Rockets eligen a Akeem Olajuwon con la primera. Bobby Knight llama a Stu Inman, General Manager de los Blazers para rogarle que elija a Jordan. “Pero Bobby, necesitamos un pivot”. “Entonces drafteá a Jordan y ponelo de pivot”. Obviamente Inman no iba a hacer caso y seleccionaría a Sam Bowie por sobre el mejor jugador de todos los tiempos.

En cuarto lugar, Arvydas Sabonis, pivot lituano, es elegido por los Blazers en el draft de 1986 en la posición 24. Sabas es el más grande pivot europeo de la historia y se reventó absolutamente todo, rodillas, tobillos, talón de aquiles, en la segunda mitad de los ’80. No solamente la política de la URSS le impidió jugar en la NBA sino que también hizo que no tuviera acceso a las mejores instalaciones médicas estadounidenses para intentar reparar los daños originados en su cuerpo. Eventualmente sería un muy buen center en los ’90, pero nunca llegaría a demostrar lo que era capaz en plenitud durante su estadía en EEUU.

En quinto lugar está el caso de Greg Oden. El pivot formado en Ohio State era por lejos el jugador más deseado del draft del 2007. De hecho fue escogido en la primera posición por sobre la máquina perfecta de anotar (también conocida como Kevin Durant). Todos sabemos cómo terminó: Oden sufrió múltiples lesiones, especialmente en sus rodillas, y en 7 años como profesional jugó tan solo 105 partidos mientras que la Durantula fue MVP de la liga y llegó a unas finales de la misma.

¿Cómo no va a ser el número uno? Cada uno de estos ejemplos de esta franquicia “maldita” hubieran significado al menos un anillo de campeón para la misma. De hecho si todo hubiera salido bien en los cinco casos estaríamos hablando del más grande equipo de la historia de la NBA, pero la realidad es otra, y como decía El General, la única verdad es la realidad.