En un PPV de nivel mas que aceptable y con dos grandes matches en el final, se puede decir que Extreme Rules cumplió con creces en un show de casi cuatro horas. No es para tirar manteca al techo y es obvio que WWE deberá mejorar para uno de los pilares de la compañía como lo es SummerSlam pero posiblemente tenga alguna base sacada de este evento.

Sacando los tres matches principales (Reigns-Lashley, AJ Styles-Rusev y Ziggler-Rollins) ninguno otro llegó a los 9 minutos. Si bien se podría decir que hay una falta de respeto pero nada de eso. La mayoría de los matches tuvo el tiempo adecuado y estuvieron bien trabajados además de ser concisos.

El primer Match de la jornada fue por el titulo RAW de parejas, B-Team retaba a Deleters of Worlds. Los caídos de la mano de The Miz tuvieron su oportunidad y la aprovecharon sin dudarlo. Tras un final confuso, Curtis Axel salvó a su compañero y se llevó con él, fuera del ring a Bray Wyatt. Dejando solo a Bo Dallas que con un Neck breaker obtuvo el pin. La victoria generó alegría en el publico y éxtasis en los ganadores.

Finn Balor se metió con Baron Corbin en un singles match con poco para aportar. Balor estuvo siendo dominado todo el tiempo con un Corbin que le hizo notar su tamaño. Hubo buenos movimientos, se destacó un Coup de Grace revertido por el lobo con un Choke-slam y Back breaker. En el final tras detener de nuevo un Coup de Grace, el ahora alguacil denominado por Steph McMahon intentó un The End of Days pero fue revertido con un agarre y cuenta de 3. Corbin haciendo un Corbin.

Carmela tras Wrestlemania, empezó su dominio del Smackdown Womens Championship. Con poca tecinica y match bastantes discretos se la arregló para estar en el top de la división azul. Asuka obviamente la retó y en Money in The Bank fue engañada por James Ellsworth en su vuelta. Esto dio a la continuidad del feudo en Extreme Rules aunque ahora con el bueno de James en una Shark Cage.

La cuestión era si Asuka al fin tendría un cinto en la WWE o por el contrario ver como se salvaría Carmela. No  fue la mejor manera, pero si creativa usar el Shark Cage para que retenga la rubia. Asuka detuvo todos los trucos de la pareja pero se entretuvo con la salida de la jaula de James Ellsworth que quedó colgado y fue usado de piñata humana. Carmela aprovechó y con un Face First a la jaula obtuvo la cuenta.

En un match que duró un suspiro. Nakamura usó su Low Blow antes de comenzar el combate. Jeff Hardy quiso seguir y arrancó pero un Kinshasa fue imposible de esquivar y el titulo de US Champion fue para el japonés. Como corolario apareció Randy Orton que tras su entrada volvió a lastimar en las zonas bajas a Jeff Hardy, mandando una amenaza velada a Nakamura. En lo que será un feudo interesante.

Braun Strowman tras conseguir el maletín de Money In the Bank ( y tirar de varios metros a Kevin Owens) ha estado siendo un molesto por así decirlo de Kevin Owens. Con un bullying de varias semanas, le ha dado vuelta el auto e incluso lo ha tirado de un baño químico. Como resultado en Extreme Rules, Kurt Angle decretó un SteelCage Match.

Strowman dominó a Kevin Owens y pidió que deje de correr y pelee. Owens le hizo caso y con un Cannon Ball y Frog Splash quiso escapar por la puerta de escape del SteelCage pero no pudo por resistencia de Braun. Strowman mantuvo su liderato pero un Stunner de Owens lo mantuvo en juego y casi consigue salir, aunque esta vez le cerraron la puerta en la cara.

Sobre el final Owens usó una jugarreta, al esposar contra el ring a Strowman que quedaba impotente ante los golpes de KO y luego de su partida tirandole un beso. Pero The Monster Among Men no iba a quedarse de brazos cruzados y en el momento de la noche tiraría desde arriba del SteelCage (unos 6 metros de altura) a Fight Owens Fight, que si bien ganaba por regla el match sin dudas quedaba destruido ante la brillante maniobra. De locos.

En unos momentos previos, The Bludgeon Brothers atacaron en vestidores al llamado Team Hell No. Sí, el Team Hell No ese que se estuvo en 2012-2013 en WWE, y que se reunió tras un ataque de Bludgeon Brothers al siempre querido Daniel Bryan y que fue rescatado por Kane. El ataque dejó fuera de circulación a Kane a la hora del match. En un improvisado Handicap Match, Bryan solo se dedicó a sobrevivir ante los campeones de pareja de Smackdown. Aun así, Kane se presentó ante la contienda y tuvo su momento, pero The Bludgeon Brothers fueron una montaña imposible de escalar para Team Hell No.

Un poco sorpresa, pero claramente un gran acierto Bobby Lashley y Roman Reigns no se enfrentaron en el Main Event. Una decisión acertada. Reigns sin la presión de abucheos innecesarios y sin titulo en juego no merecía exponerse así. Lashley bastante contenido en las primeras semanas desde su vuelta necesitaba un match para mostrar el gran talento que tiene. En definitiva fue un win-win situation.

Lashley presionó de entrada a Reings, que a diferencia de otros matches estuvo más activo y sin tanto daño recibido. El match varió entre dentro del ring y fuera del ring. Posiblemente lo mejor estuvo afuera con un supplex en la mesa de periodistas de Lashley a Reigns. Bobby estuvo dos veces arriba de la tercera cuerda demostrando una gran ductilidad.

En los falsos finales, Lashley arremetió con su suplex vertical invertido que obviamente Roman escapó de la cuenta. Reigns tuvo su Superman Punch espectacular pero tampoco pudo terminar. Sobre el final tras derribar a Lashley de la tercer cuerda, Roman iba a su afamada Spear pero fue revertido con otra Spear. Dando la talla de calidad para un gran final.

Queda la duda si ahora Bobby Lashley es el retador numero uno. Kurt Angle a comienzo del PPV exigió que Brock Lesnar (que estuvo en el cage de Miocic-Cormier y fue desafiado por el ganador) se presente a Monday Night Raw, que negocie su nueva defensa o que sea destituido como campeón universal. La imagen del campeonato Universal todavía tiene muchos borrones camino a SummerSlam.

Nia Jax y Alexa Bliss vienen trabajando su feudo (con interrupciones y agregados) hace un tiempo largo (básicamente desde Wrestlemania 35). Con varias idas y vueltas incluso fuera del ring (escenas trabajadas en camerino) buscaban cerrar el trabajo frente de la sancionada Ronda Rousey.

En un match caótico y con reglas extremas Rousey saltó a defender a su amiga Natalya y si bien la salvó del daño de Alexa Bliss y Micky James-compañera asistente de Bliss- la atizó con un Kendo stick. Luego Bliss se salvaría de un powerbomb tras un sillazo de su compañera a Nia Jax. Para con DDT terminar el combate y retener el RAW Womens.

En otra defensa de AJ Styles (y de nuevo sin ser Main Event) del WWE Heavyweight, el americano hizo otro gran trabajo al ganarle a Rusev. El bulgaro con una pierna menos prácticamente todo el match pero con la ayuda de Aiden English se encargó de hacer un match duradero y creíble.

Los primeros compases nos tuvo a Styles con golpes a la rodilla de Rusev y este con su potencia intentando desgastar al campeón. En la segunda mitad Rusev no pudo rematar sus Accolade tras haberse caida de la cuerda de arriba que marcó definitivamente una lesión en la pierna izquierda. Styles pudo contraatacar con un Spring 450 Splash y tras sacarse de encima a Aiden English con dropkick por el suelo, terminó la faena con un Phenomenal Forearm.

AJ Styles es el lider de su marca (Smackdown) aunque por su nivel da para pensar que es momento mas temprano que tarde que cambiar a la marca principal (Raw) y pelear en Main Event.

Por ultimo, Dolph Ziggler logró retener en una lucha 30 minutos Iron Man ante Seth Rollins. El match sin dudas fue lo mejor de la noche. Los tres estuvieron geniales (Drew McIntyre apoya a Dolph Ziggler) y dieron un espectaculo muy bueno.

Los primeros minutos comenzaron con un Rollins que no le daba respiro a Ziggler. El Kingslayer talentoso como pocos intentaba rápidamente conseguir puntos y no dudaba de buscar el pin a cada movimiento. El publico mucho no prendió y fue una lastima. A cada minuto, faltando 10 segundos hacían un conteo lo que generaba un clima poco propicio  para un match tan bueno.

Rollins marcaría la primer caída tras tirar a una esquina a Ziggler y con una rara sujeción. La segunda fue tras un Curb Stomp. El arquitecto tenía todo para ganar pero Drew McIntyre se apersonó en el ring y lo lastimó. Decretando otro punto más por DQ. Pero McIntyre se despacharía con un Claymore dejando tendido a Rollins. El arbitro lo echaba del cuadrilátero pero el daño ya estaba hecho.

A tal punto que Ziggler de la nada obtuvo dos pins en menos de un minuto. A continuación con un Zig-Zag, cae el tercer punto y la contienda volvía a cero. Rollins en una mala decisión le revierten un Suicide Dive y queda a merced para que Ziggler marque el cuarto punto.

Quedaban quince minutos y Rollins necesitaba imperiosamente marcar el empate y tener tiempo para dar vuelta la contienda. Más en el aire que en el suelo, brillaría con Sling blade, Clothesline y Blockbuster. Ziggler aguantaba todo y la seguidilla siguiente fue peor. Rollins sacó su arsenal de finisher Ripcord Knee, Frog Splash, Superplex seguido de Falcon Arrow pero Ziggler pudo escapar  en todos.

Con un Slingshot y posterior pin consiguió empatar 4-4. Quedaban tres minutos, poco tiempo para muchos pero no para Seth Rollins o por lo menos eso se creía. Rollins no dejó escapar a Ziggler y con una superkick lo tuvo en el suelo. Aunque no pudo llegar al pin y el reloj se puso en cero con el marcador 4-4. Ziggler feliz de retener se iba del ring con un Rollins destrozado por haber fallado por poco. Pero Kurt Angle, frenó las acciones y recomenzó el match por el empate. Rollins se detuvó en McIntyre que nadie sabe de donde salió y Ziggler con un ZigZag terminaba el match.

Extreme Rules con buena selección de booking, dos grandes matches y conciso en los previos, terminó de cerrar un muy buen evento. Si bien le falta potencia para el llamado SummerSlam, los autos siempre arrancan en primera y eso se logró en este PPV.